Gabriela Godínez García

Casi 30 mil mdd en exportaciones se pudieran perder en México con esta medida: COMCE de Occidente

El presidente del Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce), Miguel Ángel Landeros Volquarts, advirtió el daño en empleo y exportaciones que dejará a México la imposición de aranceles que Estados Unidos pretende imponer a las exportaciones con ese país y reconoció que la diversificación no es una solución a corto plazo, por lo que hay un severo riesgo de pérdida de hasta 500 mil empleos y el riesgo de una fuerte caída en las exportaciones, que actualmente son de casi 30 mil millones de dólares.

Luego de la reunión mensual del organismo, a la que asistió el Secretario de Desarrollo Rural (SADER), Alberto Esquer Gutiérrez; además de: Xicoténcatl Méndez Pizano, coordinador del Sistema Estatal de Financiamiento (Fojal); el rector del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas (CUCEA) de la Universidad de Guadalajara, Gustavo Padilla; dio a conocer el grave panorama que viene para el país, en el caso de que el presidente de los EU, Donald Trump, inicie la carga de aranceles que anunció.

“Sería fatal no sólo para las exportaciones de Jalisco, sino para las exportaciones de México, en particular para el estado de Jalisco donde tenemos 19 sectores exportadores, que se verán afectados todos, porque aplica para todos los productos que se exportan”.

Ante el anuncio señaló: “Lo que nosotros vemos y creo que debe ser más interesante es una estrategia en México y en Estados Unidos para hacer presión sobre los daños que puede generarse, a partir de la imposición de aranceles, más allá de confrontaciones y de apoyos, necesitamos una estrategia clara y contundente porque el pilar de la economía de este país es el comercio exterior”.

Sobre los sectores afectados dijo: “Electrónica, autopartes, agroindustrial, biofarma, farma, muebles, artesanías, en fin hay muchos sectores que se verán afectados, Si nos vamos a un caso severo entre 500 y 400 mil empleos. Contemplemos un promedio de 40 mil millones de dólares de exportaciones, 70 por ciento de eso va para Estados Unidos y todo estaría empezado a gravarse con un 5 por ciento de entrada, de inmediato y posteriormente con otro 5 y así sucesivamente. Pero no nos esperemos a eso”, dijo.

“El primer 5 por ciento es muy delicado para Jalisco, lo hemos dicho porque no queremos ser fatalistas, debemos de ser muy realistas, si significa un problema severo para el comercio exterior”.

En respuesta a lo que debe hacerse señaló: “Lo que estamos haciendo nosotros como iniciativa privada con nuestras contrapartes norteamericanas, con las cámaras de comercio con las empresas, con los diputados, con los senadores, con los funcionarios, inclusive los de la administración republicana, estamos entregándoles un diagnóstico, estado por estado, distrito por distrito, para que vean ellos la afectación que van a tener, ellos en su propio país, no solamente en México”.

Hemos tenido una empatía increíble , no solamente de nuestras contrapartes empresariales, sino inclusive de los funcionarios, inclusive republicanos, yo creo es donde está la mayor fuerza donde podemos encontrar, independiente de que hay que reconocer que si ya juntaron las peras con las manzanas, la migración con la economía, el gobierno mexicano tiene que atenderla en ese nivel y en eso esperamos que estén a la altura de lo que exige un terreno tan delicado y tan sensible como lo es el comercio exterior que es un pilar de la economía, dijo.

Cuestionado por la opción de otros mercados dijo: “De diversificación de mercados en este momento no funciona, ese es un tema de mediano y largo plazo, ya lo traemos venimos trabajando en él, no se nos olvide que tenemos 3 mil kilómetros de frontera y 10 horas para llegar, eso no nos los borra nadie, lo que si nos puede sacar del mercado son los aranceles, porque ahí no seriamos competitivos con Centroamérica, Sudamérica y muchos países de Asia”.

“La reunión de hoy fue informativa, fundamentalmente paran que nuestro sector entienda cual la situación que estamos viendo, hay sectores que son volátiles, como es el sector de la electrónica, nos acompañó el presidente de Canieti, pero también en de la manufactura, en 30 días, en seis semanas pueden hacer ajustes y cambiar su producción a otro lado por li que muchos trabajos podrían estar en riesgo y recuerden que de cada empleos que se produce en ese sector hay dos indirectos.