Redacción

Con el objetivo de inhibir el comercio informal de animales en el municipio el Gobierno de Guadalajara, en coordinación con la Comisaría de la Policía de Guadalajara y la Dirección de Inspección y Vigilancia, realiza acciones permanentes de supervisión e incautación de especies cuya venta en la vía pública está prohibida.

En lo que va de la presente Administración se han decomisado 579 animales de los cuales 424 son aves, 75 insectos, 22 reptiles, 19 caninos hembra, 18 caninos macho, 9 roedores, 9 conejos, 2 arácnidos y un primate.

Acorde al Reglamento Sanitario de Control y Protección a los Animales para el Municipio de Guadalajara, está prohibida la comercialización de animales en espacios como la vía pública, vehículos, tianguis, mercados, ferias, escuelas, kermeses o lugares similares; con excepción de eventos organizados para dar animales en entrega responsable que cuenten con el permiso correspondiente del ayuntamiento.

Esta práctica ilegal se ha presentado en tianguis como El Baratillo y Polanco, donde se han intensificado los operativos de vigilancia.

“No se puede realizar esta venta porque nuestro reglamento nos marca que en el caso de perros, gatos y cualquier animal tiene que llevar un registro del médico veterinario para garantizar su salud y su medicina preventiva, que son vacunas, desparasitaciones y una eventual esterilización dependiendo de la edad, particularmente en perros y gatos”.

“En el tema de animales silvestres el ciudadano desconoce cuáles son los cuidados que debe de llevar particularmente este tipo de animales. Nosotros les generamos estrés, un déficit de crecimiento y problemas que desencadenan en la muerte o el abandono de los animales, particularmente en vía pública”, explicó Juan Antonio Barragán Sánchez, Director de Protección Animal del Municipio de Guadalajara.

Barragán Sánchez abundó que las especies exóticas cuentan con parásitos internos o externos que eventualmente pueden transferirse al ser humano, razón por la cual instó a no comprar animales en vía pública y sumar acciones en favor del cuidado de la salud pública.

“Lo primero es comprar en lugares establecidos, esto es muy importante. Son permisos que genera la autoridad federal en función de las especies que están interesados en comprar”, finalizó.

La Dirección de Protección Animal Guadalajara cuenta con una campaña de adopción permanente de perros y gatos, los cuales se entregan con vacunas, desparasitados y esterilizados. Además, cuentan con un entrenamiento básico para la convivencia.

Para mayor información pueden consultarse los ejemplares que se encuentran en adopción, en el perfil de Protección Animal Guadalajara en Facebook e Instagram, acudir a las instalaciones de la dependencia con domicilio en la calle Río Zapotlán S/N, en la colonia El Rosario, y comunicarse al número telefónico 33-1596-3337.