Gracias al apoyo de la Fundación Apadrina un Trasplante, que cumple su tercer aniversario, doce pacientes con enfermedad renal crónica han sido apoyados económicamente, con lo que han podido ser trasplantados en el Hospital Civil de Guadalajara.

La iniciativa de esta fundación, que comenzó gracias al trabajo colaborativo de Elizabeth Castro y personalidades de diversos ámbitos, cuyo objetivo es apoyar con los gastos que conlleva un trasplante a pacientes renales de la institución, a través de la figura de un padrino o benefactor financiero.

Personalidades del entretenimiento como Mauricio Islas, Mauricio Ochmann, Pablo Montero, Rubén Omar Romano; de los medios como Enrique Pereda Gómez, director de Radiorama; así como empresarios como Luis Oswaldo Espinoza Marín, Carmen López Rocha, Martha Lazo de la Vega, entre otras reconocidas figuras que forman parte de este movimiento altruista, dieron la bienvenida, al empresario Manlio López Contreras, como nuevo consejero de Apadrina un Trasplante, concretando así la sexta firma filantrópica en el tercer aniversario de la Fundación.

De acuerdo con Luis Oswaldo Espinoza Marín, tesorero de Apadrina un Trasplante, la fundación ha trascendido a nivel nacional, ya que han buscado, a través del Senado de la República, que la donación tácita siga adelante.

El senador Clemente Castañeda, asistió al evento en donde se mostró sensible a la causa, y dio a conocer que desde la Cámara trabajan de manera conjunta para que “la donación tácita se convierta en una realidad en el país”, además de continuar trabajando con la población en una cultura de la donación.

Por su parte, el presidente municipal de Zapopan, Pablo Lemus Navarro, dijo que gracias a la voluntad de personas tanto del ámbito público como privado, que ponen mucho de sí, es que grandes hazañas son logradas, como ver a los pacientes trasplantados recuperados y felices. Reconoció el trabajo de los médicos del hospital, de quienes el esfuerzo va más allá de lo profesional hasta llegar a lo humano.

De acuerdo con el doctor Héctor Raúl Pérez Gómez, director general del Hospital Civil de Guadalajara, “debemos mantener una búsqueda permanente de la prevención de estas enfermedades como la diabetes, hipertensión y obesidad para que en el futuro no se requieran los trasplantes, pero la realidad es que alrededor de 22 mil mexicanos se encuentran en espera de un trasplante, 13 mil 500 de ellos de riñón, y lamentablemente no se realizan más de 4 mil trasplantes al año en el país, lo cual hace patente la necesidad de mayores recursos y conciencia social para incrementar la donación, la infraestructura y el personal calificado en las instituciones de salud para poder realizar más trasplantes”.

Pérez Gómez añadió que “Apadrina un Trasplante es un excelente mecanismo para coadyuvar a la solución de este escenario difícil que vive nuestro país porque es el mejor ejemplo de lo que la sociedad civil organizada puede contribuir a la salud pública de nuestro estado y nuestro país”.

Asimismo, reconoció la labor de los Servicios de Nefrología, así como de la Unidad de Trasplantes de la institución por su entrega y dedicación a favor de los pacientes renales que menos tienen y que más necesitan.

Durante el evento realizado en el Auditorio de la Torre de Especialidades del Antiguo Hospital Civil, la Fundación Apadrina un Trasplante generó un encuentro entre los pacientes beneficiados y sus padrinos, en donde los ahijados entregaron la firma filantrópica a todos los integrantes de Apadrina un Trasplante que han beneficiado a doce pacientes de 2016 a la fecha.

Texto: Departamento de Comunicación Social HCG

Fotografía: Jorge Íñiguez, Departamento de Comunicación Social HCG